Aventura y montañas en Huaraz

Huaraz es una ciudad peruana ubicada al sureste de la Provincia de Huaraz, Departamento de Ancash, a unos 400 kilómetros de Lima desde donde se coge un ómnibus, la mejor opción para llegar desde la capital peruana. Huaraz o la suiza peruana la llaman por estar situada en medio de las imponentes montañas nevadas de la sierra central de Perú, la Cordillera Blanca, en la cuenca del río Santa. Está rodeada de un entorno interandino, localizada geográficamente en el Valle del Callejón de Huaylas que limita con las cordilleras Blanca y Negra. Una bonita estampa para los turistas que quieran conocer territorio Sudamericano y el mejor punto para iniciar las expediciones a las montañas del Callejón de Huaylas.

El nombre de Huaraz proviene del vocablo quechua Waraq que significa Amanecer. Los pobladores prehispánicos de la zona adoraban a la deidad Waraq quyllur, estrella del amanecer o planeta Venus, porque es una de las estrellas que mejor se ven desde la ciudad. Y otra de las cosas que mejor se ven es la montaña nevada de Huantsan, a 24 kilómetros de Huaraz. Es la tercera más alta de la Cordillera Blanca con 6.369 metros de altitud y se impone a lo lejos de Huaraz con sus blanquecina cumbre. y es que el paisaje de la Cordillera Blanca está lleno de cumbres nevadas, glaciares, más de 35 picos que superan los 6.000 metros, lagunas azules que reposan a los pies de las montañas y pueblitos y villas de agricultores y pastores que hacen de Huaraz la esencia del Perú.

El patrimonio natural de Huaraz se basa en el Parque Nacional de Huascarán, la Laguna de Churup y los baños Termales de Monterrey. El Parque Nacional de Huascarán es un área natural protegida por su biodiversidad y su belleza natural. Situado en la Cordillera Blanca, formada por glaciares y más de 600 lagunas, el parque es Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO gracias a su paraje, sus restos arqueológicos, geológicos, la fauna y la flora regional de la cultura preincaica Chavín, una civilización milenaria. Para los viajeros a los que les guste el deporte es además una oportunidad para practicar deporte de montaña y experiencias extremas como andinismo, trekking, bicicleta, canotaje, ala delta y parapente.

Dentro del mismo Parque Nacional de Huascarán se encuentra la Laguna de Churup, una bonita laguna de aguas cristalinas y frías temperaturas. Está rodeada de bosques quenuales, quishuares e ichu y se pueden observar especies propias de la fauna andina. Churup es una de las lagunas más visitadas de la Cordillera Blanca porque se encuentra dentro de una popular ruta de trekking. En cambio, para los que prefieran la opción Spa o relax entre aguas termales y menos congeladas, están los baños Termales de Monterrey. Suponen una gran alternativa o un final feliz después de las excursiones a las montañas. Los baños Termales de Monterrey están situados a tan sólo 7 kilómetros de Huaraz y cuentan con piscinas y pozas llenas de agua subterránea de origen volcánico con propiedades medicinales. Un lujo natural más para disfrutar en esta aventura peruana.

Ometepe, una isla con mucha mágia

Nicaragua tiene la gran suerte desde hace unos seis años atrás, de que puede presumir de contener una de las siete maravillas del mundo, aunque no es del todo así porque ya que no acabó de poder entrar dentro del ranking, pero igualmente puede hacerlo.

 

Esto es así simplemente y gracias a la madre naturaleza, la gran creadora y artista más grande de todo el planeta. Si lo planteamos de esta manera, es mucho más fácil comprender el kit de esta cuestión.

 

Para ser concisos, la gran joya de Nicaragua se encuentra en el lago de agua dulce de unos 8642 km cuadrados, donde desembocan unos 45 ríos y atrae a decenas de tiburones de metros de longitud, que migran desde el océano pacífico, para alimentarse mucho mejor que en su hábitat natural.

 

Ometepe, es la isla más grande del mundo dentro de un lago, el Cocibolca. Una isla formada, por dos conos volcánicos o dos volcanes, el Concepción y el Maderas. Ambos se cree que están apagados, aunque el Concepción hasta hace algunos años aún estuvo sacando algunas cenizas de su última erupción  de lava.

 

La isla de Ometepe, es un lugar protegido por la Unesco desde hace varios años, por diversos motivos. Sus bosques frondosos, donde conviven animales, plantas y supuestamente algunos de los indígenas de la zona, se mezclan con una gran cantidad de colores vivos que posiblemente muchos de nosotros nos hayamos visto jamás en vivo y en directo.

 

Se cree que Ometepe, está habitada desde el 1500 aC, a causa de un movimiento migratorio desde el Sur del mismo continente, hacia lo que hoy conocemos como México. Aún y que no se sabe con total certeza la fecha exacta de la población de Ometepe, si se que se han encontrado restos arqueológicos, de cerámica antigua o enorme esculturas esculpidas en roca basáltica.

 

Para visitar la Ometepe, la manera más fácil y cómoda es mediante el barco. Sí disponemos de un vehículo para movernos, la opción del ferry puede ser la, ya que esta nos deja llevar nuestro medio de transporte hasta la isla. De esta manera, podremos desplazarnos por toda la isla y poder recorrer de mejor manera e incluso llegar a mejores sitios, que nos ofrece Ometepe. Si por el contrario, se prefiere utilizar el transporte público  y por lo tanto no tenemos vehículo propio en el viaje, unas barcas de madera nos llevan y a nuestro equipaje, por un módico precio. Todo esto, saliendo desde Granada, el mejor punto de salida para visitar la isla.


Una vez allí, además de visitar los puntos culturales como es el museo. Para visitar el entorno natural de la isla y sus volcanes, podemos hacer diferentes actividades para ello o si no como simple ocio. Montar a caballo, por toda la isla, recorridos en bicicleta o a pie, pueden ser una buena opción para  los que deseen dejar el coche en el parking de nuestro hospedaje.

Norte de Argentina

Ubicada en la zona más austral del continente sudamericano, Argentina es todo un paraíso de la biodiversidad, desde todos los puntos de vista, flora, fauna o etnias diferentes. Cuenta con todo un crisol al completo de todos los climas que se conocen.

Natural de norte a sur, el país tiene una oferta  muy extensa  de actividad turística. El turismo en Argentina, llega de todas las partes del mundo, por todo lo que a tiene la posibilidad de ofrecer a los visitantes. Se extiende desde las cumbres más altas de los Andes -chileno-argentinos- al oeste hasta el mar argentino al este del país, donde se encuentran las playas, los ríos y acantilados espectaculares. Por el norte, las selvas tropicales de las Yungas, hasta los glaciares al sur, garantiza  una gran experiencia.

El turismo en Argentina, es muy variado, pero también es algo complejo por las dimensiones, ya que recorrer todo el país puede ser algo duro y costoso, por eso se recomienda que para visitar los cuatro puntos cardinales, se utilice el avión a no ser que se disponga de tiempo y crédito suficiente para algunos meses. Además también, cabe decir que para recorrerla entera, es necesario llevar ropa para todas las estaciones del año, ya que los climas son tantos que cambian según la zona.

Este post, se centra en el turismo en Argentina Norte. Más exactamente en el noroeste del país. En esta zona se encuentran, diferentes puntos de interés turístico por ser una región histórico-geográfica.

Una de las visitas más impresionantes es en Salta, un provincia del Noroeste que contiene una de las más impresionantes atracciones naturales, como es Puna, zona árida por la altura a la que está. Es la zona más próxima a Chile, se le denomina también Puna de Atacama, porque coincide en condiciones por proximidad con el desierto del mismo nombre. La zona es muy atractiva para los observadores del firmamento, ya que su escasa contaminación convierte a este en un punto estratégico en cuanto a la investigación del universo, por ello se puede encontrar el cincuenta por ciento de los telescopios más grandes del planeta. En esta misma provincia, está la posibilidad ver las Sierras Subandinas, zona de clima subtropical con paisajes selváticos y húmedos. Por lo tanto el contraste está garantizado.

Continuando, se encuentra La Quebrada de Humahuaca con una de las visitas más espectaculares, gracias al Cerro de los siete colores. Este es una de las atracciones de la zona, ya que La Quebrada es un paraje de belleza paisajística árida y muy rica en patrimonio cultural. El Cerro de los siete colores, bordea la Quebrada Purmamarca, donde se encuentra un pueblo indígena a unos 64 km. Todas estas quebradas conectas entre si, formando una única cordillera.

 

Norte Grande y Norte Chico

Chile, país ubicado en el litoral sudoeste de América del Sur, que totalizado en  su extensión cuenta con 6339 km  de fronteras terrestres. También posee algunas regiones isleñas en el océano Pacífico Sur: el archipiélago de Juan Fernández y las islas Desventuradas, pertenecientes a Sudamérica, la isla Salas y Gómez y la isla de Pascua, ubicadas en la Polinesia. Al igual que tiene  presencia en el Antártico. Chile puede ser considerado un país tricontinental,debido a la  situación geográfica en la que se extiende.

El turismo en Chile, es variado ya que el país tiene una oferta muy amplia. De norte a sur, se pueden visitar auténticas maravillas naturales, ciudades con vistas al mar, desiertos áridos o practicar esquí y snowboard en la cordillera de los Andes.

El norte del país está dividido en dos zonas. El Norte grande, es una de las cinco regiones naturales  en las que se dividió Chile en 1950. Compuesto por las regiones  Arica y Parinacota, Tarapacá,Antofagasta y la mitad norte de Atacama. En este podemos encontrar tres puertos importantes, el de Arica, Iquique y Antofagasta. Caracterizado por su clima seco y desértico, se emplaza el desierto de Atacama.Limita al sur con el río Copiapó, desde donde comienza el Norte chico, la otra mitad del norte de Chile.

El Norte Chico, al igual que su otra mitad fue divida en 1950, en cinco regiones naturales. Formada por la parte sur de la Región de Atacama, la Región de Coquimbo, y la zona al norte del río Aconcagua en la Región de Valparaíso.

En la zona del Norte Grande y del Norte Chico,encontramos las regiones de Arica, Iquique, Antofagasta, La Serena y Coquimbo, donde se emplazan los balnearios costeros, que reciben en verano al turismo nacional.

En esta zona es donde podemos visitar el desierto más árido del planeta, el desierto de Atacama.Con  una superficie de aproximadamente 105.000 km², presenta mucha riqueza de minerales metálicos, como es el cobre -del cual Chile produce la mayor cantidad del mundo- hierro, oro y plata, al igual que produce minerales no metálicos como el nitrato de sodio o sales de potasio. Aquí también se encuentra uno de los mayores proyectos de observación astronómica. Para aquellos  que son amantes de la observación del firmamento,el turismo en Chile puede ser una gran oportunidad, ya que su visita obligada  durante la noche al desierto, gracias a la poca contaminación lumínica que se concentra, debido a la altura a la que se encuentra  con respecto del mar, la poca nubosidad y la escasa humedad del aire, brindan las condiciones idóneas para una óptima contemplación del mapa estelar.

También encontramos el yacimiento cuprífero de Chuquicamata, la mina a cielo abierto más grande del mundo  y el Nevado Ojos del Salado,  la cumbre más alta de chile y el volcán más alto del mundo. El turismo en Chile, más concretamente en la zona norte, es muy diferente según la época del año que se escoja para visitarla, ya que por ejemplo entre Septiembre y Noviembre, se puede observar el desierto florido, siempre que las condiciones durante el año hayan sido las necesarias. En los alrededores de Putre, se puede visitar el conjunto formado por el Lago Chungará, que por su ubicación está entre los más altos del mundo y el Volcán Parinacota. Un lugar muy frecuentado por los turistas extranjeros gracias a su arquitectura, es el pueblo de San Pedro de Atacama, el Valle de la Luna,el campo de géiseres, El Tatio y las lagunas altiplánicas.

Como se puede observar, el turismo en Chile es muy interesante y extenso, puesto que su oferta muy amplia y apta para todo tipo de turismo.